Cómo prevenir accidentes de tráfico a la hora de viajar

Cómo prevenir accidentes de tráfico a la hora de viajar

Los accidentes de tráfico siempre son un problema indeseado, pero todavía lo son más si nos ocurren durante un viaje y estamos lejos de casa. Por ello siempre hay que intentar prevenirlos al máximo.

Todos sabemos lo que hay que hacer, pero en muchas ocasiones no cumplimos del todo. Así que os vamos a recordar los principales consejos para prevenir accidentes de tráfico y disminuir al máximo las posibilidades de que ocurran. .

Respeta las normas de circulación y la distancia de seguridad

Respetar siempre las normas de tráfico es fundamental, especialmente la velocidad. Siempre deberías respetar las señales pero todavía más si no conoces las carreteras.

También es muy importante respetar la distancia de seguridad. No sabemos qué puede pasar en la carretera para que el coche de delante tenga que dar un frenazo, puede que se cruce un animal por la vía y tenga que frenar bruscamente o haya una retención.

Ten los cinco sentidos en la carretera 

Cuando estés en la carretera es primordial que tengas los cinco sentidos puestos en la conducción. Evita cualquier tipo de distracción y mantén siempre la mirada en la marcha. Nunca cojas el móvil, siempre las llamadas en manos libres, y ten mucho cuidado con el GPS, pon siempre las indicaciones a través de la voz para evitar tener que mirar a la pantalla del dispositivo.

Evitar la fatiga y el sueño 

Si sientes sueño o fatiga es mejor parar el coche a descansar un poco y retomar la marcha después de haber descansado. Y es que el 30% de los accidentes de tráfico se producen por cansancio o somnolencia. Evita conducir siempre en estas condiciones.

Además, aunque te sientas bien no deberías conducir demasiadas horas seguidas. El tiempo máximo aconsejable para conducir de manera ininterrumpida se encuentra alrededor de las 4 horas, transcurrido este tiempo lo ideal es parar durante al menos tres cuartos de hora.

Cuidado con las condiciones meteorológicas adversas 

Siempre tienes que adaptar tu conducción a la climatología, especialmente en climatologías adversas como lluvia o nieve y extremar la precaución en estos casos. E informarte previamente. Por ejemplo, si vas a un sitio de montaña en invierno no te deberían faltar las cadenas.

Cero alcohol y drogas

Esto más bien que un consejo es una obligación, pero debido a la gran cantidad de accidentes que ocurren por conductores bajos los efectos del alcohol o las drogas nunca está de más recordarlo. Al volante cero alcohol, aunque hayas bebido poco y te parezca que te sientas bien no deberías conducir, no tienes que confiarte. Es mejor confiar el volante a una persona que no haya consumido nada o si no la hay, esperar a que se pasen los efectos del alcohol.

Revisar el coche antes de viajar 

Antes de realizar un viaje largo por carretera es conveniente poner el coche a punto para evitar cualquier susto. Tendrás que revisar las ruedas y ver si es necesario hincharlas, comprobar el nivel de aceite y tampoco deberías olvidarte de que esté limpio. Esto es muy importante para poder ver correctamente y ¿sabes que te pueden multar por llevar tener el coche sucio?, son hasta 200 euros de sanción. Por supuesto, llena el tanque de gasolina antes de empezar el viaje y no apures nunca la reserva, porque nunca se sabe si se va a encontrar una gasolinera cuando realmente se necesite y no te querrás quedar tirado en medio de la nada por no tener combustible.

Cómo reclamar indemnizaciones cuando has tenido un accidente 

En muchos casos los accidentes son eso, accidentes, sucesos imprevistos que alteran el orden regular de las cosas, tal y como indica la Real Academia Española en su diccionario.  Vamos, que por mucho que queramos en algunas ocasiones son inevitables.

¿Pero qué hacer cuando has sufrido un accidente y tú o tu familia habéis tenido daños o vuestro propio vehículo? Lo primero a tener en cuenta es si podéis reclamar una indemnización. “Cualquier perjudicado como consecuencia de un accidente de tráfico tiene derecho a reclamar una indemnización. Se considera víctimas de un accidente de tráfico a las personas que se ven involucradas en un siniestro, ya sea el conductor, el ocupante del automóvil o un peatón”, indican desde Trámites Fáciles Santander Abogados & Asesores.

Además, se pueden reclamar tanto daños materiales como daños personales y se suele disponer de un año para realizar la reclamación. Suele ser bastante tedioso, por lo que lo mejor es confiar en especialistas para que aún encima de haber sufrido el accidente no tengas todavía más quebraderos de cabeza.

15 octubre, 2020

Publicado :

¿Te gustó el artículo? Compártelo