Piscinas: deporte de verano

Piscinas: deporte de verano

Cuando pienso en el verano se me vienen a la cabeza muchas de las actividades que no puedes realizar a lo largo del año. Por ejemplo, puedes ir en invierno a la playa pero no vas a tener el calor ni la oportunidad de bañarte; o también puedes ir a hacer actividades al aire libre durante todo el año.

Pues bien, una de las actividades más socorridas durante el verano es ir a la piscina. Esto es un hecho, y solo hay que mirar en las ciudades y pueblos de costa, para darse cuenta de que en casi todos los edificios hay una piscina. La piscina en verano es un lugar social en el que conoces gente, te quitas el calor y haces ejercicio.

Si te ha entrado repelús al escuchar eso de hacer ejercicio en la piscina, no te preocupes, es normal. Yo hasta hace unos años no descubrí las ventajas de hacer ejercicio en la piscina. Porque siempre escuchamos que la natación es uno de los deportes más completos que existen, y que quema muchas calorías. Pero a muchas personas, entre las que me incluyo sin dudar, les entra una pereza máxima al pensar que se tienen que tirar al agua.

También está el tema de los complejos, porque esto es algo que le pasa a muchas personas. Cuando nos quitamos la camiseta dejamos ver una parte de nosotros que a veces no queremos aceptar. Y juzgamos muy rápido a una persona dependiendo de su aspecto físico, y eso es algo que tenemos que dejar atrás. Hay que aceptarse tal y como es uno, porque es una de las claves de la felicidad.

Si conseguimos vencer la pereza de hacer deporte en la piscina, y también vencemos nuestros complejos, tendremos acceso actividades veraniegas muy divertidas. La piscina da lugar a muchas actividades más allá de jugar al voleibol y hacer carreras con colchonetas.

Puedes pensar que me estoy refiriendo a la natación, y en parte no vas desencaminado. Hace un año aproximadamente tuve una serie lesión de espalda, y para recuperarme me recomendaron la natación. He estado nadando desde hace seis meses y puedo confirmar que físicamente me encuentro genial, dado que la natación es un deporte que no es agresivo con las articulaciones.

Pero en realidad me estoy refiriendo a otro tipo de deportes que se pueden hacer dentro del agua, pero que habitualmente los realizamos fuera del agua. Puede parecer una locura, pero cuando se coge una buena idea y se mejora pueden salir verdaderas genialidades, que a continuación comentamos.

Los deportes que nunca pensarías que puedes hacer dentro del agua

Pues bien, en una piscina se pueden realizar deportes que hacemos normalmente en un gimnasio, como el aquaspinning, aquarunning y el aquagym. Estos deportes suelen ser realizados en gimnasios con piscina, en el que los monitores dan clases guiadas. Pero puedes hacerlo solo en casa, o acompañado en la piscina de una urbanización.

Todos estos deportes tienen en común que se realizan en el interior del agua. Esto tiene beneficios para la salud, ya que se debe realizar más esfuerzo dentro del agua, por lo que aumentamos nuestra resistencia y nuestro fondo físico. Cada deporte tiene unos beneficios.

El aquaspinning te permite aumentar la resistencia de las piernas, y el aquagym al ser una variante del aerobic, te permite ejercitar partes concretas del cuerpo. El aquarunning te permite realizar running sin que sufran tanto las articulaciones, es un buen ejercicio de recuperación.

Aunque si vas a hacer estos deportes en tu casa merece, y mucho, la pena que revises el estado de tu piscina, ya que existen muchos factores que hacen que pueda tener daños. Las inclemencias del tiempo, el uso, y el paso de tiempo, hace que la piscina tenga daños que puedan afectarnos.

Por ejemplo, las baldosas deterioradas pueden ser propicias a producir cortes. Por eso antes de la temporada de baño hay que comprobar que la piscina esté en perfectas condiciones, y si no lo está hay que llamar a empresas especializadas para restaurarlas, como DTP Piscinas.

Para finalizar, os animamos a realizar estos deportes para disfrutar de la piscina en verano.

23 Julio, 2017

Publicado :

¿Te gustó el artículo? Compártelo